Termitas y Carcomas

Bajo cualquier sospecha, que puede ser por ejemplo, determinación de una plaga en el barrio, o en el edificio vecino, o hasta la visión directa de alguno de los regueros verticales en las paredes por los que suben hasta las vigas, avisar inmediatamente a una empresa profesional y solucionar el problema. Las termitas atraviesan cualquier cosa para llegar hasta la madera, incluso el hormigón si es preciso.


Muchas veces, para determinar la presencia de la plaga, debemos utilizar cebos biológicos, donde con una periodicidad, podemos observar si éstas han comido o no de dicho cebo, pudiendo determinar así el nivel dentro del problema.

Previo a cualquier tratamiento, se realiza un análisis exhaustivo por uno de nuestros técnicos especializados, determinando la presencia de la plaga en el edificio, así como sus daños estructurales, sus posibles soluciones y reparaciones o la necesidad de realizar una reforma estructural para preservar la integridad del edificio. 

En determinados casos, el daño es irreversible y si el problema de la termita es prolongado durante un gran periodo de tiempo y los elementos estructurales están demasiado dañados y es obligatorio demoler el edificio.